O slideshow foi denunciado.
Utilizamos seu perfil e dados de atividades no LinkedIn para personalizar e exibir anúncios mais relevantes. Altere suas preferências de anúncios quando desejar.

Catedra IDEALES Y UTOPÍAS CUENTOS PADRE GARCÍA HERREROS

5.861 visualizações

Publicada em

una presentación Power Point de diapositivas, indicando el título del cuento y respondiendo

Publicada em: Espiritual
  • Seja o primeiro a comentar

  • Seja a primeira pessoa a gostar disto

Catedra IDEALES Y UTOPÍAS CUENTOS PADRE GARCÍA HERREROS

  1. 1. CUENTOS PADRE RAFAEL GARCÍA HERREROS IDEALES Y UTOPÍAS UNIMINUTO
  2. 2. 1. Agua para lavarnos las manos Responsabilidad, Coraje, Honestidad, Determinación, Humildad. En ocasiones nuestros valores se van confrontados y es ahí cuando con estos valores debemos superarla adversidad y vencer con nuestro principios delante.
  3. 3. 2. La leyenda del Señor san Antonio Persistencia, Devoción, Compromiso, Sentido de pertenencia, Empeño, Dedicación. Siempre nos vamos a tener que emprender planes que quizá no deseemos, pero aun así debemos hacer las cosas bien y llegar a finalizarla con excelencia.
  4. 4. 3. El minero Fe, Convicción, Esperanza, Paciencia, Amor, Entrega. Cuando queremos que algo llegue a nuestra vida debemos confiar y creer, así como cada día intentar que eso se cumpla en nuestras con la practica y constancia.
  5. 5. 4. La cocinera Fe, Seguridad, Fidelidad, Persistencia, Paciencia, Amor, Bondad. En ocasiones las cosas no resultan al primer intento y debemos persistir en aquello que deseamos se haga realidad y no desfallecer aunque hallan situaciones que nos quieran alejar de nuestro sueño.
  6. 6. 5. El tabaco del diablo Fuerza, Convicción, Entrega, Perseverancia. Es claro que tendremos como jóvenes muchas pruebas a nuestra fe y creencias, pero que si seguimos nuestros principios y siguiendo a Jesucristo lograremos superar cualquier tentación.
  7. 7. 6. La capilla de los resurrectos No: Conformarse, Resignarse, Seguir los malos consejos. Luchar por lo queremos y no ceder ante los deseos de los demás, porque solo nosotros sabemos los sueños de nuestro corazón no los demás, aunque sean nuestros mayores, no debemos menospreciar lo que queremos ser y hacer.

×