O slideshow foi denunciado.
Utilizamos seu perfil e dados de atividades no LinkedIn para personalizar e exibir anúncios mais relevantes. Altere suas preferências de anúncios quando desejar.

La revolución digital vista en 2004

111 visualizações

Publicada em

Trabajo realizado por Luis Miguel López, en la asigntura TIC, en el primer curso del Grado de Nutrición Humana y Dietética, Universidad Internacional Isabel I.

Publicada em: Educação
  • Seja o primeiro a comentar

  • Seja a primeira pessoa a gostar disto

La revolución digital vista en 2004

  1. 1. Ha estallado una gran revolución digital, que promete las costumbres nuestros hogares, trabajo, lugares de ocio, etc, dándonos una concepción distinta de las relaciones laborales y sociales, facilitándonos nuevas formas de comunicación. Si hace algunos años intentábamos no dejarnos olvidado las llaves de casa, algo de dinero y un bolígrafo, ahora lo que intentamos no olvidar es el teléfono móvil. Ese detalle nos está dando algunas pistas sobre como el avance tecnológico ha cambiado ya algunos de nuestros hábitos. Los adelantos en el campo de la tecnología evolucionan tan rápido que en la mayoría de los casos no somos conscientes de los cambios que suceden a nuestro alrededor gracias a ellos. Si nos fijamos, por ejemplo en el móvil, ahora tienen cámara de fotos y una capacidad de almacenamiento equiparable a un ordenador de principios de los años noventa, es decir tenemos en un solo dispositivo la función de cámara de fotos, ordenador y teléfono. En concreto, la nueva cámara que ya incorporan los nuevos móviles, probablemente hagan caer las ventas tanto de cámaras fotográficas, como del revelado de fotos, que existen en el mercado. En la sociedad española, el uso del teléfono y telefonía móviles han experimentado un crecimiento espectacular, con respecto a otras tecnologías como los ordenador e Internet, sin embargo, este incremento en la venta de móviles no ha supuesto un aumento directamente proporcional en las horas de llamadas telefónicas, que según estadísticas de los operadores, han descendido. Las causas de este descenso, son la aparición de nuevas formas de lenguaje como los mensajes cortos o las llamadas perdidas, en grupos de población con los que no se contaba, como la población más joven. El móvil nos da la percepción de que podemos estar comunicados en cualquier momento y lugar, pero no menos importante es Internet, que nos permite contratar nuestras vacaciones desde casa, hacer operaciones bancarias, encargar la cesta de la compra, acceder a documentos útiles para nuestro trabajo, leer el periódico digital, etc. A todo este panorama es a lo que nos referimos cuando hablamos de sociedad de la información. Esta nueva revolución digital está modificando nuestros hábitos de conducta, y haciendo que cualquier ciudadano tenga acceso tanto a la comunicación personal como a la transmisión de datos desde casi cualquier lugar del planeta. Hasta hace poco la voz iba por un camino y los datos por otro, y había un aparato para cada cosa. ¿Qué pasará cuando estos aparatos puedan comunicarse entre sí, y la voz y los datos vayan por el mismo camino? Hasta hace poco parecía de imposible, pero ahora empieza a ser una realidad gracias a las nuevas tecnologías como Wi-Fi, Bluetooth y redes ADSL, entre otros. Toda esta transformación está ocurriendo sin que apenas lo percibamos, es lo que se conoce como segunda revolución digital. La tecnología inalámbrica abre nuevas posibilidades a las empresas, dándole la oportunidad a los empleados de poder trabajar desde casa o cualquier otro punto en que se encuentren. Estos cambios provocan una mejora en la productividad de la empresa y una mejora en la calidad de vida de sus empleados. Sobre el año 2000, el Internet móvil, que permitiría transmitir no sólo voz, sino también datos, estaba destinado a ser una evolución inminente en la telefonía móvil, pero debido los retrasos en infraestructuras, y otros problemas importantes, la tercera generación tenía que esperar aun. Ese parón tecnológico permitió que evolucionara más
  2. 2. rápidamente otra nueva tecnología, impulsada por las empresas informáticas, el Wi-Fi. Su éxito radicaba en que lograba una velocidad de transmisión muy alta, un ancho de banda suficiente para transferir grandes ficheros de datos y, usaba una frecuencia para la que no hacía falta licencia. Era una tecnología simple, barata y cómoda. En cualquier caso, tanto el Internet móvil como el Wi-Fi están ya en funcionamiento, la era inalámbrica ha comenzado. El Internet móvil o 3G es el modelo básico de negocio de las compañías de telecomunicaciones y es un servicio de pago. El Wi-Fi es un subproducto de la industria informática y puede ser gratis o mucho más barato. Determinados expertos creen que éste es el comienzo de una gratuidad total en las comunicaciones ya que la voz puede viajar a través de Internet, y anuncian el final de las compañías telefónicas. Otros opinan que Internet será móvil y accesible desde cualquier punto, pero no será gratis, y acabará bajo el control de las operadoras. El Wi-Fi es una tecnología muy interesante para empresas o pequeños espacios, como hoteles o aeropuertos, pero no tiene porque ser un competidor del 3G, sino que ambas tecnologías pueden ser complementarias. Gracias al Wi-FI, la brecha tecnológica podría empezar a dejar de existir ya que nos permite la posibilidad de comunicación telefónica a través de Internet, barata y accesible para países que no hayan desarrollado una red telefónica convencional. La era inalámbrica es una realidad, los datos viajan sin necesidad de un cable y los aparatos pueden hablar entre sí, gracias a otra tecnología, el Bluetooth. Los ordenadores portátiles están dejando obsoletos a los de sobremesa, cumpliendo éstos una función importante para un entorno empresarial o profesional, el móvil como agenda en las comunicaciones personales y quedando el ordenador de casa como una herramienta de mero entretenimiento, que permitirá, por ejemplo, grabar películas en el disco duro o bajarlas de Internet, y verlas a gusto del usuario enviando la señal al televisor, sin cables. Todos estos cambios provocan algunas preguntas ¿Sustituirá el teléfono al ordenador portátil? ¿Quedarán atrás las consolas de videojuegos si un usuario puede entrar en un juego en red? ¿Desaparecerán las cámaras digitales por la mejora en la calidad de las fotos de los teléfonos? El código de barras está a punto de llegar a su fin, en su lugar habrá un chip dotado de tecnología inalámbrica que permite saber dónde está cada mercancía en cada momento, cuáles son sus cualidades y cargarla automáticamente a la cuenta del comprador. Mientras tanto, el empresario sabe qué están comprando sus clientes en cada momento y qué productos debe reponer. Así que por influencia las nuevas tecnologías que suponen la segunda revolución digital, algunas de las costumbres de los habitantes del planeta están cambiando en todos los ámbitos de su vida, desde su hogar o trabajo, hasta en la compra que hacen en el supermercado. En el actual año 2.013, la revolución digital sigue su curso, avanzando exponencialmente desde todos los campos de la tecnología. Los móviles han pasado a evolucionar a “smartphones”, que son prácticamente ordenadores en miniatura, con múltiples funciones y herramientas, estando dotados no solo de mucha más capacidad de almacenamiento que antes, sino de que además han mejorado otros aspectos
  3. 3. importantes, por ejemplo, la calidad de las fotos, equiparables en muchos casos a autenticas cámaras digitales. Son actualmente, además de una herramienta de comunicación personal, un instrumento básico en muchos puestos de trabajo, ya que permiten la multitarea, es decir, tener abiertas varias aplicaciones a la vez, por ejemplo Internet y correo electrónico. En lo que respecta a telefonía móvil, las llamadas y los mensajes cortos, aunque se siguen usando, han descendido significativamente por las nuevas aplicaciones de mensajería que usan Internet para comunicarse, evitando así el pago por cada mensaje o llamada telefónica. Estos cambios han forzado a las operadoras telefónicas a sacar al mercado nuevas tarifas planas que aúnan en un solo pack, llamadas, mensajes cortos e Internet a precios muy competitivos. La voz y los datos ya van por el mismo camino y se ha demostrado que el WIFI y el 3G no son competidores sino complementarios. La tecnología inalámbrica está completamente integrada tanto en hogares como en empresas, permitiendo a muchos empleados trabajar desde casa. Por desgracia el WiFi no ha llegado a ser aun gratuito y tampoco ha supuesto una mejora en la brecha tecnológica, al menos a una escala mundial significativa. El DVD y otros discos ópticos de almacenamiento han sido prácticamente sustituidos por las nuevas memorias flash, más resistentes, versátiles y de bajo coste. El código de barras, al menos en España, aun no ha llegado a su fin y sigue siendo en los supermercados y comercios, la tecnología por excelencia, sin haber llegado aun el momento del chip de tecnología inalámbrica. Aunque no se había previsto en años anteriores, está comenzado ahora la telefonía 4G, que es la cuarta generación de la red móvil, mucho más rápida, permitiendo velocidades superiores a las redes ADSL y WIFI, ofreciéndonos diferentes nuevas posibilidades como ver películas online o hacer videoconferencias con una calidad extraordinaria.

×