Successfully reported this slideshow.
I L 4
Próximos SlideShares
Carregando em…5
×

15-09-2009 Guillermo Padrés vivió la fiesta de abajo, con la gente, y la de arriba, con los políticos.

102 visualizações

Publicada em

Guillermo Padrés vivió la fiesta de abajo, con la gente, y la de arriba, con los políticos.

Hermosillo, Sonora. Abajo la fiesta fue la de siempre: mucha comida, mucha agua, jóvenes el momento para divertirse, niños extraviados de sus papás y mucha gente, más de 25 mil, que gritaron las vivas a los héroes de la Patria con un nuevo gobernador desde el balcón de Palacio. Arriba y adentro la fiesta fue otra, diferente a la de afuera. Con Guillermo Padrés Elías y sus tres días en el gobierno del estado las caras de los seis años anteriores cambiaron, fueron otros rostros los que llegaron con sus trajes y vestidos para probar las mieles del gobierno. El gobernador y sus escoltas fueron los únicos de los de adentro que vivieron la fiesta de los de abajo, los del pueblo, los que desde las 10 de la noche, cuando arribó Guillermo Padrés a la plaza Zaragoza y comenzó a caminar entre ellos, buscaban saludarlo, tomarse alguna fotografía con el y que en su camino le hacían súplicas, peticiones, como en tiempos de campaña. Su recorrido duró casi media. Comenzó por la calle Dr. Paliza y se dirigió hacia el kiosco de la Plaza, lo rodeó y comenzó su camino hacia el Palacio de Gobierno donde ya lo esperaban los invitados en sus mesas instaladas en el patio y que continuaban en el segundo piso. Estaba Ernesto Gándara, el alcalde de Hermosillo hasta el último minuto de ayer, quien este año sí salió en la foto, porque el gobernador le dio su lugar, colocándolo al lado derecho. Y el ahora presidente municipal, Javier Gándara Magaña, primo de éste, también tuvo su lugar, aunque quedó en segundo plano. Ya lo acompañará en los próximos tres años en primer plano. En su debut como la voz al mando del grito de "Viva México", Guillermo Padrés Elías mencionó uno a uno los héroes de la independencia: Morelos, Guerrero, Hidalgo, y los demás "hombres que nos dieron patria, independencia y libertad", a la vez que comenzaba a dar las campanadas comento hiciera el cura Hidalgo el l5 de septiembre de 1810. Se entonó el Himno Nacional y el gobernador se dirigió a entregar la bandera a la escolta del 24 Batallón de Infantería. Cuando Padrés regresó a balcón con su familia, el alcalde y los presidentes de los otros poderes del Estado, la fiesta siguió con las luces pirotécnicas que iluminaron Palacio, pintado en la parte central. donde se encuentra el balcón, para mostrar un mejor aspecto respecto a como fue recibido hace cuatro días. Publicado por el periódico Expreso el día Miércoles 16 de septiembre de 2009 Sección General.

  • Seja o primeiro a comentar

  • Seja a primeira pessoa a gostar disto

15-09-2009 Guillermo Padrés vivió la fiesta de abajo, con la gente, y la de arriba, con los políticos.

  1. 1. I L 4

×