Resumen de liturgia  manual de iniciacion  jose luis gutierrez  nostra ediciones
Upcoming SlideShare
Loading in...5
×
 

Like this? Share it with your network

Share

Resumen de liturgia manual de iniciacion jose luis gutierrez nostra ediciones

on

  • 3,019 visualizações

Resumen del libro: Liturgia, manual de iniciacion, Nostra ediciones. Por capitulo, con el n. de pagina de cada frase

Resumen del libro: Liturgia, manual de iniciacion, Nostra ediciones. Por capitulo, con el n. de pagina de cada frase

Estatísticas

Visualizações

Visualizações totais
3,019
Visualizações no SlideShare
3,019
Visualizações incorporadas
0

Actions

Curtidas
0
Downloads
64
Comentários
2

0 Incorporações 0

No embeds

Categorias

Carregar detalhes

Uploaded via as Microsoft Word

Direitos de uso

© Todos os direitos reservados

Report content

Sinalizado como impróprio Sinalizar como impróprio
Sinalizar como impróprio

Selecione a razão para sinalizar essa apresentação como imprópria.

Cancelar
  • Full Name Full Name Comment goes here.
    Tem certeza que quer?
    Sua mensagem vai aqui
    Processing...
  • En el capitulo V se habla de las iglesias rituales, tu sabes si se puede cambiar un latino a otra iglesia ritual catolica?, he hecho un ppt sobre este tema puedes verlo en http://www.slideshare.net/pguillermov saludos
    Tem certeza que quer?
    Sua mensagem vai aqui
    Processing...
  • Gracias Willy. Muy buena. saludos
    Tem certeza que quer?
    Sua mensagem vai aqui
    Processing...
Publicar comentário
Editar seu comentário

Resumen de liturgia manual de iniciacion jose luis gutierrez nostra ediciones Presentation Transcript

  • 1. Resumen de Liturgia Manual de Iniciación José Luis Gutiérrez Nostra EdicionesCapitulo I. La teología de la liturgia en el siglo XX (p.1)Se da una distinción entre su esencia (sacramento) y aquello que, según se pensaba, pertenecía a su ornato y significación (rito). p. 14La liturgia se identificó con el conjunto de gestos (ceremonias) que acompañan al sacramento; ritos venerables por su tradición, perocarentes de relación directa con el misterio de salvación celebrado. p.141. El movimiento litúrgicoEn el siglo XX, el llamado movimiento litúrgico (1909-1963) se esforzó por conseguir una noción integral de liturgia p.15Raíces de este movimiento: la restauración monástica iniciada en Francia por Prosper Guéranger (+ 1875) y las disposicionesreformadoras de san Pío X p.15Primera manifestación pública: Congreso de Malinas (Bélgica, 1909) promovido por Lambert Beauduin (1873-1960). p. 15Primera fase del movimiento (1909-1914) p. 16Segunda fase (1918-1939): p.17Tercera fase (1947-1963): clima más sereno con las intervenciones de Pío XII (Encíclica Mediator Dei) La fase se cierra conVaticano II Constitución Sacrosanctum Concilium, 1963 p. 172. Lambret BeauduinBusca y encuentra una definición teológica de Liturgia. p. 18El carácter cultural de la Liturgia no deriva de la dimensión ritual sino de que Cristo constituye su Iglesia como su cuerpo místico p.19Estas ideas fueron el fundamento teológico para la doctrina litúrgica de la Mediator Dei p.203. Pio XII y la encíclica Mediator DeiLa encíclica Mediator Dei (1947), documento magisterial que trata de manera estructurada la naturaleza del culto de la Iglesia p. 20Para Pío XII, la liturgia, vista en su contenido teológico, es la “continuación del oficio sacerdotal de Cristo” p. 22La liturgia comenzó a ser contemplada como el ejercicio del sacerdocio de Cristo en su Iglesia y, por tanto, una obra de Dios p.224. La “doctrina de los misterios” de Odo CaselPropuso comprender la liturgia como la presencia ritual de la obra redentora de Cristo. p.24Las celebraciones de culto actualizan, según sus distintas y propias modalidades, el único misterio de nuestra salvación. p.25En la liturgia, la Iglesia celebra principalmente el misterio pascual por el que Cristo realizó la obra de nuestra salvación. p. 26Capitulo II. La liturgia, obra de la Santísima Trinidad1. La Economía del misterioLa liturgia es en primer lugar una teofanía: Dios manifiesta su fuerza, y el hombre le reconoce, le adora y le glorifica p. 27Dentro de la economía salvífica revelada por el Padre, cumplida por el Hijo y llevada a cabo por el Espíritu Santo. p. 28 © GVCH 2012
  • 2. Resumen de Liturgia Manual de Iniciación José Luis Gutiérrez Nostra Ediciones (p.2)En la creación, la vida es donada al mundo, Llega la “plenitud de los tiempos” y la vida es nuevamente donada. El Hijo eterno,engendrado antes de todos los siglos y encarnado en el tiempo por obra del Espíritu Santo, introduce al hombre en el misterio de lacomunión del Dios tres veces santo. p.30CCE 236: “Los Padres de la Iglesia distinguen entre la Theologia y la Oikonomia, designando con el primer término el misterio de lavida íntima del Dios-Trinidad, con el segundo todas las obras de Dios por las que se revela y comunica su vida. p.31Una vez cumplida la voluntad del Padre mediante el misterio pascual, el Hijo entrega su Espíritu a la Iglesia. p.32Desde la hora pascual, el misterio de la comunión de la santidad divina (Theologia), dispensado en el misterio de Cristo (Oikonomia),se convierte, en cuanto dado en participación a los hombres mediante el culto de la Iglesia, en liturgia p. 332. La liturgia del misterioLa liturgia no es otra cosa en el fondo que la actualización sacramental continuada de aquel primer acontecimiento por el cual laPalabra-Dios se hizo carne para santificar a los hombres y dar gloria al Padre. p. 34Toda celebración sacramental vive los tres movimientos de la Pascua de Jesús: el Padre nos dona a su Hijo amado, el Verbo asumenuestra carne y su Espíritu nos hace entrar en la comunión eterna del Padre. p. 34Se trata de vivir la liturgia como acción de la Trinidad. p. 35La liturgia es primariamente misterio, acontecimiento y obra trinitaria, presencia siempre actual de la inefable santidad de Dios dadapor Cristo en comunión a los hombres. P. 353. El dinamismo trinitario del culto cristianoLa liturgia es primariamente misterio, acontecimiento y obra trinitaria, presencia siempre actual de la inefable santidad de Dios dadapor Cristo en comunión a los hombres. p.36La estructura trinitaria de la liturgia implica que toda celebración debe ser siempre comprendida y vivida como alabanza de la gloriadel Padre (doxología), presencia sacramental de Cristo (anámnesis), resplandor de su gloria por Espíritu Santo (epíclesis). p. 374. La liturgia celestial y la celebración del culto de la IglesiaEn la liturgia terrena, pregustamos y tomamos parte en aquella liturgia celestial que se celebra en la santa ciudad de Jerusalén p. 39Hacia la cual nos dirigimos como peregrinos, y donde Cristo está sentado a la diestra de Dios como ministro del santuario y deltabernáculo verdadero” (Sacrosanctum Concilium 8). p. 39Capitulo III. La liturgia, celebración del misterio de Cristo1. El misterio pascual de Cristo“En la liturgia, la Iglesia celebra principalmente el misterio pascual por el que Cristo realizó la obra de nuestra salvación”. p. 41En el centro de toda acción litúrgica se sitúan: la Eucaristía y el triduo pascual. p. 41 © GVCH 2012
  • 3. Resumen de Liturgia Manual de Iniciación José Luis Gutiérrez Nostra Ediciones (p. 3)1.1 El misterio de Cristo y los misterios de cultoYa desde el principio, la Iglesia tuvo conciencia de que la presencia del misterio de la salvación acontecía en las celebraciones deculto. p. 43Para las primeras generaciones cristianas, las acciones de culto no se limitaban a ser la expresión ritual de la propia pertenencia a unacomunidad religiosa, sino auténticos misterios y, por consiguiente, obra de Dios. p.441.2 La Pascua de IsraelEn el AT la Pascua es aquella celebración anual que, en el libro del Éxodo, había recibido el significado de actualizar ritualmente laliberación de la esclavitud de Israel. p. 441.3 La Pascua de CristoCon la muerte y resurrección de Cristo, acontece la liberación del pecado y de la muerte y la constitución perfecta del pueblo elegido(la Iglesia), la nueva y definitiva Alianza, ahora a favor no sólo de una nación, sino de todos los hombres de todos los tiempos. p. 461.4 El misterio pascualEn el AT el rito memorial de la Pascua es, al mismo tiempo, signo rememorativo de un acontecimiento de salvación del pasado,manifestativo de su presencia actual en el hoy y ahora de la celebración de culto, y profético de su consumación futura. p.462. La liturgia, memorial del misterio de CristoLa noción memorial ha sido considerada clave para entender la liturgia. P. 482.1 sustrato veterotestamentario del memorial litúrgicoEl culto de Israel en su dimensión mas característica y distintiva es un culto en forma de dialogo. p. 492.2 El memorial de la nueva alianzaEl mandato de Cristo en la ultima cena solo podría ser interpretado como un memorial litúrgico p. 50“En el sentido empleado por la Sagrada Escritura, el memorial no es solamente el recuerdo de los acontecimientos del pasado, sino laproclamación de las maravillas que Dios ha realizado a favor de los hombres. En la celebración litúrgica, estos acontecimientos sehacen, en cierta forma, presentes y actuales”. p. 513. la celebración litúrgicaEn su estructura y realidad última, la liturgia es ante todo una obra del amor misericordioso de las tres divinas Personas en favor delos hombres (opus Trinitatis). p. 523.1 la celebración, rito y fiestaLa celebración manifiesta su no cotidianidad y es un acontecimiento simbólico – ritual p. 53La fiesta se celebra médiate el rito. El rito designa lo que es canónico. La fiesta es la ruptura de la evolución ordinaria del tiempo. p. 533.2 Condición mistérica de la celebración litúrgicaEn la liturgia la iglesia celebra el misterio de Cristo. p. 54 © GVCH 2012
  • 4. Resumen de Liturgia Manual de Iniciación José Luis Gutiérrez Nostra Ediciones (p. 4)El día de Pentecostés, por la efusión del Espíritu Santo, la Iglesia se manifiesta al mundo. El don del Espíritu inaugura un tiemponuevo en la dispensación del Misterio: el tiempo de la Iglesia, durante el cual Cristo manifiesta, hace presente y comunica su obra desalvación mediante la Liturgia de su Iglesia „hasta que él venga‟ (1 Co 11, 26)”. p.55“es el misterio de Cristo lo que la Iglesia anuncia y celebra en su liturgia, a fin de que los fieles vivan de él y den testimonio delmismo al mundo”. p.563.3 La celebración litúrgica, presencia del misterio de CristoLa celebración litúrgica “no sólo recuerda los acontecimientos que nos salvaron, sino que los actualiza, los hace presentes” p. 57El misterio pascual de Cristo (...) no puede permanecer solamente en el pasado. p.573.4 Sacramentalidad de la celebración litúrgicaSin perder su carácter simbólico, el rito eclesial de culto es primordialmente una acción sacramental: “la obra de Cristo en la liturgiaes sacramental, porque su misterio de salvación se hace presente en ella por el poder de su Espíritu Santo” p. 583.5 El rito litúrgico, manifestación del misterio de CristoSe llama “economía sacramental” “la comunicación (o „dispensación‟) de los frutos del misterio pascual de Cristo en la celebraciónde la liturgia „sacramental‟ de la Iglesia” p. 59Ni la Iglesia ni su liturgia crean el misterio de Cristo: antes bien, tanto en el orden de la inteligencia (teología) como en el de lahistoria (revelación), primero es el acontecimiento salvador de Cristo y después su celebración memorial. p.60El rito de culto se encuentra en el fundamento mismo de la posibilidad del acontecer litúrgico y de la fe como acontecimientosalvador en la historia. p.60Capitulo IV. Las tradiciones litúrgicas: Liturgias occidentales1. origen y formación de las tradiciones litúrgicasA lo largo de los siglos, la Iglesia ha celebrado el único e idéntico misterio de Cristo –la tradición litúrgica- según una diversidad deusos y de costumbres de venerable antigüedad –las tradiciones litúrgicas. p. 62Lejos de dañar a la unidad de la Iglesia, la pluralidad litúrgica constituye uno de sus más preciados tesoros, como manifestaciónadmirable de su catolicidad y apostolicidad. p. 62Las grandes familias litúrgicas son: patriarcados, en el ámbito del Imperio romano (Antioquía, Alejandría, Roma, sedes de origenapostólico; Constantinopla y Jerusalén, sedes de origen conciliar) y katholikados, fuera de los confines de la cultura grecorromana(Mesopotamia, Georgia y Armenia). p. 63El proceso de configuración de las familias litúrgicas comprende cuatro etapas: 1. Periodo de gestación de los usos locales, primerasoraciones para el culto, organización de tiempos litúrgicos (s. II-IV). 2. Periodo de estructuración de las grandes familias impulsado © GVCH 2012
  • 5. Resumen de Liturgia Manual de Iniciación José Luis Gutiérrez Nostra Ediciones (p.5)por la libertad de la Iglesia, compilación de codificaciones de textos (anáforas), legislación canónico-litúrgica, desarrollo delcatecumenado, articulación del ciclo del año litúrgico, condensación de algunas lenguas litúrgicas, multiplicación de espacioscultuales (basílicas, baptisterios...) (s. IV-V). 3. Periodo de cristalización de los ritos particulares dentro de las grandes familiaslitúrgicas (s. VI-VIII). 4. Periodo de consolidación de la propia tradición y de su posterior transmisión hasta nuestros días. p.642. Síntesis histórica de la tradición romanaLiturgia propia de Roma y sus diócesis sufragáneas. Edad Media: se difunde por todo el Occidente. p.652.1 Liturgia romana clásica (siglos IV –VIII)Hasta s. IV, restos arqueológicos y noticias de carácter funerario. Se forja el substrato ritual común a todas la Iglesias latinas: rito paleolatino, que afectaría no tanto a las fórmulas oracionales cuanto a las estructuras de culto. p.65Primeras compilaciones de formularios litúrgicos: sacramentarios (Veronense, Gelasiano y Gregoriano), leccionarios, antifonarios,ordines (“rúbricas”). Lugar especial: el Canon romano.2.2 periodo franco – germánico (siglos IX –XII)El patrimonio litúrgico de la Iglesia romana se extiende por las tierras sometidas al ámbito de influencia carolingia: Reino de losfrancos e Imperio germánico. Tiempo de la cultura románica. p. 66Al final, de manos de los emperadores, la liturgia romana renovada y adaptada a la sensibilidad de los pueblos germánicos regresa aRoma, donde termina sustituyendo a la tradición anterior. p.672.3 La liturgia de la curia romana (siglos XIII –XV)Las nuevas necesidades pastorales (frailes mendicantes) exigían una simplificación de los ritos y libros litúrgicos, para el culto decomunidades pequeñas, rurales. De este modo surgieron el misal, el breviario y las sucesivas elaboraciones (s. XII-XIII) de un nuevopontifical, hasta su compilación definitiva (Guillermo Durando,+ 1295). p. 67La liturgia de la curia romana recoge el espíritu de la época: gótico y cruzadas. Interés por la humanidad de Cristo y, enconsecuencia, por la maternidad de María. Nuevas fiestas como la del Corpus Christi. p.672.4 La reforma tridentina (siglos XVI –XX)Uno de los objetivos de Trento: restauración del culto. Ritual uniforme para toda la Iglesia. Un único misal y breviario. Erección de laCongregación de ritos (1587). p.68El siglo de la luz (XVIII) y un incipiente mundo secularizado (s.XIX) contribuyeron a una conciencia eclesial de renovación, raíz delmovimiento litúrgico. Pío XII erigió una comisión especial para una reforma. Restauración de la Vigilia Pascual (1951) y de toda laSemana Santa (1955). Nuevo periodo de reforma litúrgica: Vaticano II. p.68 - 693. Las otras tradiciones litúrgicas occidentalesNinguna de las tradiciones de culto occidentales latinas llego a consolidar una iglesia ritual p. 6693.1 Liturgia afroromana © GVCH 2012
  • 6. Resumen de Liturgia Manual de Iniciación José Luis Gutiérrez Nostra Ediciones (p.6)Las provincias del África romana (África proconsular, Númida y Mauritania) conocieron en la antigüedad tardía un periodo deesplendor. Testimonios de un rito estructurado y codificado. Pero esta liturgia no tuvo ocasión de consolidarse a causa de lasinvasiones vándala y musulmana, durante los siglos V a VII p. 703.2 Liturgia galicanaConjunto de tradiciones de culto surgidas durante el periodo en que la Galia era una provincia del Imperio romano, que alcanzaron unaestructura propia en los reinos francos del periodo merovingio (s.VI-VIII). En su desarrollo se advierten influjos orientales e itálicos.Pero la adopción oficial de los libros litúrgicos de la Iglesia de Roma durante el reinado de Carlomagno, a finales del siglo VIII, su-puso la definitiva desaparición de los usos galicanos. p. 713.3 Liturgia “ambrosiana”Los usos y costumbres de la Iglesia de Milán se designan así por su adscripción a la tradición litúrgica conocida por San Ambrosio enel s. IV p. 71Sus oraciones tienen un carácter polémico frente a la herejía arriana. Influjos tanto del Oriente como de otras tradiciones latinas(hispana, galicana, carolingia...). p. 723.4 Liturgia hispánicaResponde a la tradición de culto que, sobre la base del común patrimonio paleo latino y otros elementos hispanoromanos, seestructuró durante los siglos VI y VII en el reino visigodo instalado en la península ibérica y la Septimania provenzal. Se llamatambién “visigótica” o “mozárabe” p. 73Este rito fue suprimido por Gregorio VII (1073), a causa de la sospecha de formulaciones “adopcionistas” en algunos textos. Perocuando Alfonso VI reconquista Toledo (1085), concede a la ciudad privilegio de la celebración en este rito, y por eso ha llegado hastanuestros días. Fruto de la revisión según los principios de Vaticano II: Misal Hispano-Mozárabe (1991) y leccionario (1995). p. 733.5 Otras tradiciones latinasHubo tradiciones culturales que no lograron estructurarse en tradiciones litúrgicas completas, como fue el caso de los celtas.Capitulo V. Las tradiciones litúrgicas del Oriente cristianoEn el Oriente cristiano, las nociones de liturgia y rito tienen diferencias respecto a su significado habitual en Occidente. p. 75Rito: no sólo costumbres de culto de una Iglesia, sino también doctrinas dogmáticas, usos canónicos e, incluso, lengua, historia ycultura = todo aquello que configura a una “nación”. p. 75Liturgia: alcance más restrictivo. Indica tanto el conjunto de usos y costumbres cultuales de una Iglesia (“liturgia bizantina”, “liturgiacopta”...), como la celebración de la Eucaristía (“divina liturgia”). p.751. Características teológicas comunes © GVCH 2012
  • 7. Resumen de Liturgia Manual de Iniciación José Luis Gutiérrez Nostra Ediciones (p.7)El sentido de la trascendencia de las celebraciones (lenguaje, signos y gestos de adoración). Eucaristía como “mysteriumtremendum”: acontecimiento de salvación que los fieles deben vivir mediante el silencio devoto y la escucha atenta. Iconostasis(mampara con imágenes que separa el santuario de la nave y lo oculta en el momento de la presencia divina). p.76La celebración entendida como manifestación, presencia y comunicación de la gloria de Dios. p. 77En la liturgia es Cristo mismo quien obra, mediante su humanidad, unida a la Persona divina. p. 77La acción litúrgica como expresión del amor infinito de Dios por los hombres. p.77Toda celebración es una nueva Pentecostés en la que, mediante la fuerza del Espíritu, se actualiza la obra divina de la redención.Importancia de la epíclesis. p.77La celebración como anticipación de la venida gloriosa del Señor (parusía). p.77La visión escatológica de la liturgia como momento de la presencia anticipadora de la Jerusalén celestial. p. 78La conciencia de que en la celebración se revela la naturaleza profunda de la Iglesia, comunidad de los convocados a la participaciónen los sagrados misterios. p. 78Carácter antropológico y cosmológico: el hombre con todos sus sentidos, juntamente con el cosmos, celebra en la liturgia la gloria deDios (canto, colores, luces, perfumes). p. 78Impronta mariológica: María es invocada de continuo con sus títulos legítimos. Numerosas fiestas durante el año litúrgico. p.782. Tradiciones litúrgicas orientalesTradición siro-oriental: rito siro-nestoriano; caldeo (católicos); siro-malabar (católicos). p. 792.1 Liturgia sirio – oriental1 liturgia siro-antioquena: rito siro-jacobita (monofisitas); siroantioqueno (católicos); siro-jacobita de la India (monofisitas);siro-malankar (católicos); maronita (católicos).2 liturgia bizantina (ortodoxos y católicos): rito bizantino-griego; bizantino-eslavo; bizantino-árabe o “melkita”; bizantino-albanés;georgiano.3 liturgia armenia (ritos monofisita y católico). p.80La tradición atribuye la primera evangelización en las regiones de Mesopotamia a santo Tomás apóstol. Su primer desarrollo estámarcado por su inclusión en el área de influencia del Imperio persa sasánida. En el siglo V se separa de Antioquía, capital de la Siriaromana y la sede primada se establece en la ciudad de Seleucia - Ctesifonte, a orillas del Tigris. p.80Aislada del resto de la cristiandad, la comunidad siro-oriental adoptó la doctrina de Teodoro de Mopsuestia que recogía lasafirmaciones de Nestorio, condenadas en Éfeso el año 431: Iglesia nestoriana. p.80Desde el siglo XVI, algunas comunidades entraron en comunión con Roma (Iglesia caldea). En India: Iglesia siro-malabar haatravesado circunstancias muy complejas. p.81 © GVCH 2012
  • 8. Resumen de Liturgia Manual de Iniciación José Luis Gutiérrez Nostra Ediciones (p.8)2.2 Liturgia sirio antioquenaHunde sus raíces en los usos cultuales del patriarcado de Antioquía. Bajo la guía de Jacobo Bar-Addai, se separaron en el siglo VI, conjerarquía independiente, de la Iglesia bizantina, siguiendo la herejía monofisita (condenada en Calcedonia, 451). = Iglesia jacobita.Después del siglo XVII, una rama de esta Iglesia entró en comunión con Roma: rito siro-antioqueno. p. 82Dentro de la tradición antioquena, el monje sirio Marûn formó una comunidad de cristianos fieles a Calcedonia. La comunidadmaronita es la única Iglesia oriental de ininterrumpida comunión católica. Perseguidos (jacobitas, y después melkitas y musulmanes,s. VII-IX) se refugiaron en el Líbano. Como lenguas litúrgicas oficiales figuran el siríaco y el árabe. p. 822.3 Liturgia bizantinaLa Iglesia de Constantinopla, “la nueva Roma” fue constituida a comienzos del siglo IV. El Concilio del 381 en esta ciudad leconcedió una supremacía honorífica en Oriente, como capital imperial. Pronto se amplió su jurisdicción a Asia, Ponto y Tracia. p.83La liturgia bizantina encuentra sus raíces en los usos rituales antioquenos (anáforas de San Juan Crisóstomo y de San Basilio).Su estructura clásica se forma entre los siglos VI y IX en Santa Sofía. Formas rituales definitivas: libros s. XVI y XVII. p.83Culto siempre solemne y muy sensorial (iconografía, polifonía, luminosidad, incienso, ornamentos...). p.83A partir de la misión de los santos Cirilo y Metodio (s. IX), se expandió por los pueblos eslavos orientales. p.83Rito bizantino-griego: patriarcados ortodoxos de Constantinopla, Jerusalén, Antioquía y Alejandría; Iglesias autocéfalas de Grecia,Creta, Chipre. Bizantino-eslavo: Rusia, Bulgaria, Rumania, Serbia. p. 83Bizantino-albanés: Albania. Bizantino-georgiano: Georgia. Bizantino-melkita: Líbano, Irak, Palestina... En algunas naciones(Finlandia, Letonia, etc.). En comunión con Roma: Ucrania (rito bizantino-ucraniano). p.842.4 Liturgia armeniaEl cristianismo llegó muy pronto a Armenia, quizás a finales del siglo I. Primera nación oficialmente cristiana (bautismo de su reyTíridates, 301). p.84En el 506, profesó el monofisismo. A partir de las cruzadas, algunas comunidades entraron en comunión con Roma. p.842.5 Liturgia Copta“copto” viene del vocablo árabe al-qubt, derivado del griego aigyptios. Esta liturgia deriva pues de la comunidad de origen apostólicoy lengua y liturgia griegas que resplandeció en Egipto durante los primeros siglos (Clemente alejandrino, Orígenes, Atanasio,Cirilo...). Se pasó al monofisismo a partir del siglo V, en contra los “calcedonianos”. p.852.6 Liturgia etíopeLa predicación evangélica llegó a Etiopía en el siglo IV, por obra de monjes sirios enviados desde Alejandría. Es una Iglesiamonofisita. Una rama católica se remonta a las misiones italianas del siglo XIX. p. 86En las celebraciones litúrgicas abundan las lecturas de textos apócrifos. Tradiciones rituales de origen judaico (circuncisión antesdel bautismo, procesión con el arca de la alianza, fiestas de los santos del AT...). p.86 © GVCH 2012
  • 9. Resumen de Liturgia Manual de Iniciación José Luis Gutiérrez Nostra Ediciones (p.9)Lengua litúrgica: el etíope antiguo, incomprensible para los fieles. Usan instrumentos de origen egipcio, con movimientos rítmicosde los fieles, procedentes de danzas litúrgicas antiguas. p.86Capitulo VI. La celebración eucarística“Haced esto en memoria mía” (1 Cor 11, 25). “Cumplimos este mandato del Señor celebrando el memorial de su sacrificio. Alhacerlo, ofrecemos al Padre lo que Él mismo nos ha dado: los dones de la creación, el pan y el vino, convertidos por el poder delEspíritu Santo y las palabras de Cristo, en el Cuerpo y la Sangre del mismo Cristo: así Cristo se hace real y misteriosamentepresente” (CCE 1357). p.88Toda Eucaristía celebrada en una comunidad local es celebración de toda la Iglesia, una y católica. Además, en la Eucaristía, la Iglesiaque peregrina en la tierra se une al eterno coro de la Iglesia celestial: ángeles y santos que glorifican y dan gracias a Dios sininterrupción. p891. Ritos sacrificiales del culto de IsraelLos sacrificios cruentos podían ser de tres tipos: Holocaustos, sacrificios de comunión y sacrificios de expiación p. 901.1 el sacrificio de la pascuaEs la fiesta primordial de Israel y conmemora los hechos del Éxodo. Después del exilio adquirió otra dimensión p. 912. El desarrollo histórico de la celebración eucarísticaCuales fueron los gestos y formulas que Jesús uso durante la ultima cena asunto muy debatido p. 922.1 la celebración eucarística en los primeros siglosSiglo II: ya estructura Palabra de Dios – rito eucarístico. Siglo III: la Traditio Apostolica incluye todos los elementos de la plegariaEucarística. p. 932.2 la celebración eucarística romana hasta la reforma tridentina (siglos IV –XVI)Fase clásica (siglos IV-VIII): nos han llegado libros para la celebración en fascículos (libelli) o en colecciones completassacramentarios. p.93Siglos IX-XV: proliferación de las apologías (oraciones del sacerdote para su purificación interior), composición de secuencias, misalplenario, costumbre de recitar en secreto partes de la Misa. p. 942.3 La misa tridentina (siglos XVI –XX)Decadencia litúrgica de la Baja Edad Media, desafío de la doctrina eucarística de la reforma protestante y deficiente formación delclero, mostraron la urgente necesidad de una revisión autorizada del rito de la Misa. p.94Con este fin, durante el concilio de Trento se decidió la revisión de los libros litúrgicos y la publicación del nuevo misal. Los trabajosconcluyeron con san Pío V: promulgó el misal reformado en 1570 y lo estableció obligatorio para toda la Iglesia latina (salvo liturgias © GVCH 2012
  • 10. Resumen de Liturgia Manual de Iniciación José Luis Gutiérrez Nostra Ediciones (p.10)de las diócesis y órdenes religiosas que tuvieran más de doscientos años de antigüedad). p. 952.4 La reforma del concilio Vaticano IIEl misal romano de 1970, promulgado por Pablo VI, es fruto de las determinaciones acordadas por el Concilio Vaticano II. p.95Sacrosanctum Concilium 50: “Revísese el ordinario de la Misa, de modo que se manifieste con mayor claridad el sentido propiode cada una de las partes y su mutua conexión y se haga más fácil la piadosa y activa participación de los fieles”. p. 963. Estructura de la celebración eucarísticaDos secciones rituales: “Liturgia de la Palabra y liturgia eucarística constituyen juntas un solo acto de culto” (CCE 1346). p.973.1 Liturgia de la PalabraRitos de introducción: canto de entrada; saludo del celebrante; acto penitencial para toda la asamblea; Gloria (final s. IV); oracióncolecta (a mediados del s. V). p.98Lecturas de la Sagrada Escritura con cantos inter leccionales (salmo responsorial, aleluya, secuencia): el leccionario consta de un ciclofestivo trienal de tres lecturas y un ciclo ferial de dos lecturas, bienal para la primera; homilía (obligatoria en los días festivos);profesión de fe; oración de los fieles. p.99- 1003.2 Liturgia eucarísticaOfertorio: la presentación de dones significa la participación de todos los fieles en el sacrificio sacramental. Concluye con laoración sobre las ofrendas, que prepara a la asamblea para su participación en la oración eucarística. p. 100Plegaria eucarística (núcleo de la celebración): alabanza-acción de gracias (prefacio, Santo); epíclesis (en la anáfora romana unaconsagratoria, otra de comunión); relato de la institución (actualiza el sacrificio de la cruz, presencia por la fuerza de las palabras y elpoder del Espíritu Santo); anámnesis (evoca el misterio pascual); intercesiones; doxología (alabanza trinitaria, asamblea “amen”).p.103Ritos de comunión: oración dominical con embolismo (suplicar la liberación del mal) y doxología (aclamada por los fieles); rito dela paz; fracción del pan; Agnus Dei; immixtio o commixtio (símbolo de la única persona de Cristo glorioso y subraya la unicidad delsacramento en sus dos especies); comunión eucarística (celebración orientada hacia la comunión); canto de comunión; oracióndespués de la comunión. p.106Rito de conclusión: saludo, bendición, despedida p.1064. El culto eucarístico“La Iglesia católica ha dado y continúa dando este culto de adoración que se debe al sacramento de la Eucaristía no solamente durantela misa, sino también fuera de su celebración: conservando con el mayor cuidado las hostias consagradas, presentándolas a los fielespara que las veneren con solemnidad, llevándolas en procesión” (Pablo VI, Mysterium Fidei, 1965). p. 107Entre los ejercicios de adoración y devoción a la presencia de Cristo en la Eucaristía, el ritual actual recomienda aquellos que poseenya una larga tradición eclesial, como la exposición y bendición con el santísimo sacramento y las procesiones. p. 107 © GVCH 2012
  • 11. Resumen de Liturgia Manual de Iniciación José Luis Gutiérrez Nostra Ediciones (p.11)Capitulo VII. La celebración litúrgica de los sacramentos1. La iniciación cristianaBautismo, Confirmación y Eucaristía son los sacramentos de la iniciación cristiana p. 1081.1 La iniciación cristiana en la historiaNT: numerosas alusiones a los ritos de iniciación sacramental de la Iglesia. Del siglo II hasta los siglos V-VI más noticias y desarrollodel catecumenado. A partir de entonces el catecumenado se debilitó por la generalización del Bautismo de niños. El ritual romano de1614 separó definitivamente Bautismo, Confirmación y Eucaristía. Después de Vaticano II la costumbre de retrasar la confirmaciónse generaliza. p. 1131.2 La iniciación cristiana de los adultosProceso dividido en cuatro tiempos de formación: precatecumenado (tiempo de la evangelización, del anuncio de Jesucristo y sumisterio redentor; culmina con la admisión como catecúmeno: rito de admisión); catecumenado (formación doctrinal y moral ypráctica de las virtudes; después admitido a la preparación inmediata a la celebración sacramental: rito de elección); tiempo de laelección (generalmente Cuaresma, jalonado por ritos: escrutinios o interrogaciones, entregas del símbolo de la fe y de la oracióndominical); recepción de los tres sacramentos de iniciación. p 1141.3 El ritual del bautismo de los niñosRitos de acogida: señal de la cruz que hacen sobre el niño el ministro y los padres y padrinos, símbolo de su recepción en el seno de laIglesia y anticipo de su condición de cristiano. p. 115Liturgia de la palabra: lecturas, homilía, oración de los fieles, exorcismo y unción con el óleo de los catecúmenos. p 115Liturgia sacramental: bendición del agua, triple renuncia al mal y profesión de la fe trinitaria; triple ablución en el nombre trinitario(esencia sacramento); unción crisma; vestidura blanca; entrega del cirio; éfeta. p. 115Ritos conclusivos: oración dominical y bendición de los padres. p.1151.4 Ritual de la confirmaciónEl sacramento de la Confirmación se confiere mediante la unción del crisma en la frente, que se hace con la imposición de la manoy mediante las palabras: “recibe por esta señal el don del Espíritu Santo” p. 116Estructura de la liturgia sacramental: renovación de las promesas bautismales, imposición de las manos; crismación (rito esencial),saludo de la paz. p.117Crisma: aceite vegetal, preferentemente de oliva, al que se añade el bálsamo (aromas o sustancias perfumadas) y previamenteconsagrado por el Obispo. p.1172. Celebración sacramental de la penitenciaLa celebración sacramental de la penitencia comunica al fiel la participación en el acontecimiento pascual que se había debilitado o © GVCH 2012
  • 12. Resumen de Liturgia Manual de Iniciación José Luis Gutiérrez Nostra Ediciones (p.12)perdido por el pecado: “los que se acercan al sacramento de la penitencia obtienen de la misericordia de Dios el perdón de los pecadoscometidos contra Él y al mismo tiempo, se reconcilian con la Iglesia, a la que ofendieron” (Lumen gentium 11). p.118El sacramento de la penitencia es, según la concepción tradicional más antigua, una especie de acto judicial; pero dicho acto sedesarrolla ante un tribunal de misericordia” (Juan Pablo II, Reconciliatio et paenitentia, 1984, 31). Poder de atar y desatar. p. 1192. El desarrollo histórico de la penitencia sacramentalLos textos del NT atestiguan, para quien pecare gravemente, una exclusión de la comunión eclesial, de carácter medicinal, medianteuna sentencia pronunciada por quien es cabeza de la comunidad, seguida de una readmisión también oficial en el seno de la Iglesia,tras el arrepentimiento y el cambio de vida. p.122Siglos II y III: se confiere la penitencia una sola vez en la vida. Concernía a pecados capitales (apostasía, asesinato y adulterio).Estructura: acusación, secreta, ante el obispo; admisión al estado de los penitentes (exclusión de la Eucaristía) y, una vez transcurridoel periodo de excomunión establecida, reconciliación oficial con la Iglesia previa a las fiestas pascuales = penitencia canónica. p.122Penitencia canónica mostró sus límites: carácter socialmente discriminatorio de la condición de penitente, la dificultad para asumir elrigor de la satisfacción impuesta y el temor a una recaída p. 122En este contexto de crisis, aparece una nueva praxis (s. VII) proveniente de los monasterios de las islas británicas: la penitenciatarifada. p.122Alrededor s. IX-X, se introduce la costumbre de conferir la absolución inmediatamente después de la aceptación de la satisfacciónimpuesta. p. 123Siglo XVIII: aparece el confesonario como lugar más apropiado para la celebración del sacramento, en sustitución de la sedepresidencial del ministro. p.123Ordo paenitentiae de 1973: tres ritos: a) para la reconciliación de un solo penitente, b) para reconciliar a varios penitentes conconfesión y absolución individuales, c) en casos muy excepcionales para reconciliar a muchos penitentes con absolución general(CIC 961). p. 124Elementos de la celebración de la penitencia: “saludo y bendición del sacerdote, lectura de la palabra de Dios para iluminar laconciencia y suscitar la contrición, y exhortación al arrepentimiento; la confesión que reconoce los pecados y los manifiesta alsacerdote; la imposición y la aceptación de la penitencia; la absolución del sacerdote; alabanza de acción de gracias y despedida conla bendición del sacerdote” (CCE 1480). p124Sede: hay que asegurar “en todo caso que existan siempre en lugar patente confesonarios provistos de rejillas entre el penitente y elconfesor que puedan utilizar libremente los fieles que así lo deseen” (CIC 964). A su vez el sacerdote puede decidir confesar en elconfesonario con rejillas, “también cuando el penitente solicite diversamente” (Consejo pontificio para la interpretación de lostextos legislativos, 07.07.1998). p 124 © GVCH 2012
  • 13. Resumen de Liturgia Manual de Iniciación José Luis Gutiérrez Nostra Ediciones (p.13)3. Liturgia de las ordenacionesEl sacramento del Orden comprende tres grados: episcopado, presbiterado y diaconado. “El sacerdote, por el sacramento que harecibido, hace presente de una manera totalmente particular a nuestro Señor Jesucristo, Cabeza de la Iglesia. En la administraciónde los sacramentos actúa in persona Christi Capitis y también in persona Ecclesiae” (Congregación para la doctrina de la fe,2005) p. 126CCE 1538: La ordinatio es “acto sacramental que incorpora al orden de los obispos, de los presbíteros y de los diáconos y que va másallá de una simple elección, designación, delegación o institución por la comunidad, pues confiere un don del Espíritu Santo quepermite ejercer un „poder sagrado‟ que sólo puede venir de Cristo a través de su Iglesia”. p126CCE 1573: “El rito esencial del sacramento del Orden está constituido, para los tres grados, por la imposición de manos del obisposobre la cabeza del ordenando, así como por una oración consecratoria especial que pide a Dios la efusión del Espíritu Santo y de susdones apropiados al ministerio para el cual el candidato es ordenado”. p.127Ritos iníciales: presentación y elección del ordenando, alocución del obispo, interrogatorio del ordenando, letanías de los santos.Preparan el acto solemne de la consagración. p. 128Ritos que expresan de manera simbólica el misterio que se ha realizado: Obispo y presbítero: unción con el santo crisma, signo de launción especial del Espíritu Santo que hace fecundo su ministerio. p. 128Entrega de los instrumentos: Obispo: evangelios, anillo, mitra y báculo, en señal de su misión apostólica de anuncio de la Palabra,de su fidelidad a la Iglesia, de su cargo de pastor. Presbítero: patena y cáliz. Diácono: evangelios por su misión de anunciar elEvangelio de Cristo. p. 1294. Celebración litúrgica del matrimonioEl matrimonio uno e indisoluble es una realidad que existe ya en la economía de la creación. Asume en la Iglesia un nuevosignificado: ser sacramento de la alianza definitiva e irrevocable entre Cristo y su Iglesia, sellada con el sacrificio de la cruz. p. 130En virtud de la sacramentalidad de su matrimonio, los esposos que dan vinculados uno a otro de la manera más profundamenteindisoluble. Su recíproca pertenencia es representación real, mediante el signo sacramental, de la misma relación de Cristo con suIglesia. Los esposos son por tanto el recuerdo permanente, para la Iglesia, de lo que acaeció en la cruz (...). De este acontecimiento desalvación el matrimonio, como todo sacramento, es memorial, actualización y profecía” (Juan Pablo II, F. consortio, 1981, 13) p. 131No hay testimonios explícitos de un rito de culto para el matrimonio cristiano en los primeros siglos de la Iglesia. Trazas de unaconfirmación ritual eclesial del sacramento. A partir del s. IV, ritos matrimoniales cristianos más explícitos. Intercambio delconsentimiento en la casa. A partir del s. IX, a las puertas de la iglesia. p. 132El concilio de Trento exigió que el consentimiento mutuo de los contrayentes se proclamara en presencia del párroco u otro sacerdotecon licencia y de, al menos, dos testigos. Consentimiento ya en el interior de la iglesia. p. 132 © GVCH 2012
  • 14. Resumen de Liturgia Manual de Iniciación José Luis Gutiérrez Nostra Ediciones (p.14)Celebración: en la misa nupcial, tras la proclamación del evangelio y homilía; si no se celebra la eucaristía, después de la liturgia dela palabra. p.133Estructura: escrutinio sobre la disposición para contraer matrimonio cristiano, bendición de los anillos, fórmula de expresión delconsentimiento, ratificación del sacerdote (mediante una plegaria de bendición), bendición de los novios (en algunas iglesias,después del Padrenuestro). p. 1335. La unción de los enfermos y el “viatico”La teología católica ha visto en la carta de Santiago (5, 14-15) el fundamento bíblico para el sacramento de la unción de los enfermos.Primer documento llegado hasta nosotros: la Traditio Apostolica (a comienzos del s. III). p. 135Pablo VI, Sacram unctionem, 1972: “se administra a los gravemente enfermos ungiéndolos en la frente y en las manos con aceite deoliva debidamente bendecido o (...) con otro aceite vegetal, y pronunciando una sola vez estas palabras (...): „por esta santa unción ypor su bondadosa misericordia te ayude el Señor con la gracia del Espíritu Santo, para que, libre de tus pecados, te conceda lasalvación y te conforte en tu enfermedad‟” p. 136CCE 1517: “como en todos los sacramentos, la unción de los enfermos se celebra de forma litúrgica y comunitaria, que tiene lugaren familia, en el hospital o en la iglesia, para un solo enfermo o para un grupo de enfermos. Es muy conveniente que se celebre dentrode la Eucaristía, memorial de la Pascua del Señor. Si las circunstancias lo permiten, la celebración del sacramento puede ir precedidadel sacramento de la Penitencia y seguida del sacramento de la Eucaristía”. p.137“En cuanto sacramento de la Pascua de Cristo, la Eucaristía debería ser siempre el último sacramento de la peregrinación terrenal, el„viático‟ para el „paso‟ a la vida eterna”. p. 137Capitulo VIII. El año litúrgicoLa liturgia distribuye las celebraciones a lo largo del tiempo, siguiendo las pautas establecidas, pero dándoles un valor e importanciaen función del misterio que se celebra. p. 139La liturgia comienza a celebrar determinados días la víspera: domingo y solemnidad: misas vespertinas válidas para cumplir con elprecepto. p. 139La semana judía empezaba en el día primero, que era nuestro domingo. Los cristianos otorgaron enseguida la centralidad de lasemana al domingo. Lunes es la feria segunda. p. 139Ritmo anual: dos ciclos de fiestas. Unas fijas (ejemplo: Navidad), otras móviles, que cada año caen en un día diferente, en funciónde la fecha de la Pascua (ejemplos: Pentecostés, Corpus,...). p. 140La fecha de la Pascua (Nicea, 325) se fija el domingo siguiente al primer plenilunio de primavera. Así puede caer entre el 22 demarzo y el 25 de abril. p.140 © GVCH 2012
  • 15. Resumen de Liturgia Manual de Iniciación José Luis Gutiérrez Nostra Ediciones (p.15)El día en que comienza el año litúrgico no coincide con el del calendario civil: comienza el domingo I de adviento. p. 140La Iglesia vive y celebra la liturgia a lo largo del año. La liturgia, celebración del misterio de Cristo en el tiempo de la Iglesia, sedespliega según un ritmo anual: “en el círculo del año, desarrolla todo el misterio de Cristo” (Sacrosanctum Concilium 102). p. 140En la revelación divina, “el tiempo tiene una importancia fundamental. Dentro de su dimensión se crea el mundo, en su interior sedesarrolla la historia de la salvación, que tiene su cima en la plenitud de los tiempos de la Encarnación, y su término en el retornoglorioso del Hijo de Dios al final de los tiempos” (Juan Pablo II, Tertio millenio adveniente, 1994, 10).CCE 1076: “El día de Pentecostés, por la efusión del Espíritu Santo, la Iglesia se manifiesta al mundo. El don del Espíritu inauguraun tiempo nuevo en la „dispensación del Misterio‟: el tiempo de la Iglesia, durante el cual Cristo manifiesta, hace presente ycomunica su obra de salvación mediante la Liturgia de la Iglesia, „hasta que él venga‟ (1 Co 11, 26)”. p.140En la celebración litúrgica, memorial del misterio de salvación, la presencia actual de Cristo acontece en el ahora de la historia. Elmomento litúrgico se convierte en tiempo pleno, síntesis de la entera historia de la salvación que culmina en Cristo y ámbito deladmirable intercambio entre el tiempo y la eternidad. p. 1401. El año, símbolo del tiempo y de la historia del hombreLos ciclos cósmicos ofrecen al hombre un medio para cuantificar el tiempo. p. 142El tiempo cósmico es en realidad un tiempo antropológico, un símbolo de la temporalidad de la existencia humana. p. 142El año es no solo la medida del cómputo del tiempo, sino también su símbolo mas perfecto. Imagen del hombre y de la historia de lahumanidad. p. 1422. El año litúrgico, signo del misterio de CristoEl tiempo tiene una importancia fundamental. Todo tiempo es de Dios. El tiempo no es eterno, tendrá un fin. p. 143En Jesucristo coexisten tiempo y eternidad. p. 143El tiempo en Cristo tiene una nueva cualidad: irrumpe en la eternidad p. 144En la celebración litúrgica, la presencia actual de Cristo acontece en el ahora de la historia. p.145Por la celebración litúrgica el tiempo adquiere una dimensión de eternidad. p. 1453. Estructura del año litúrgicoEl ciclo litúrgico anual es fruto de la experiencia de la Iglesia p. 146El ciclo litúrgico constituye un precioso testimonio de la tradición viva de la Iglesia. p. 1463.1 Formación del ciclo anualEsta configurado de un modo complejo y no se puede reducir a un principio teórico. p.1473.2 El calendario litúrgicoEl nuevo calendario, articulado en torno a la Pascua, privilegia los tiempos que celebran el misterio de la salvación: Ciclo pascual,centrado en el santo triduo, y completado por la Cuaresma que lo precede y la cincuentena que lo prosigue. p.151 © GVCH 2012
  • 16. Resumen de Liturgia Manual de Iniciación José Luis Gutiérrez Nostra Ediciones (p.16)Ciclo de la manifestación: tiempos de Adviento y Navidad. Tiempo ordinario: gira en torno al domingo. p. 151Para que las fiestas de los santos no prevalezcan sobre los misterios de la salvación, el calendario procedió a una simplificación delsantoral. En cualquier caso, el culto a los santos es positivo y no oscurece los misterios centrales de la fe, sino que ayuda a ilustrarlosy a comprenderlos. p. 152Capitulo IX. Tiempos y ciclos del año litúrgico“A partir del Triduo pascual, como su fuente de luz, el tiempo nuevo de la Resurrección llena todo el año litúrgico con suresplandor” (CCE 1168). En este sentido, el ciclo anual puede ser considerado como un despliegue de los distintos aspectos delmisterio pascual. p. 1531. El “día del Señor”“El día del Señor –como ha sido llamado el domingo desde los tiempos apostólicos- ha tenido siempre, en la historia de la Iglesia, unaconsideración privilegiada por su estrecha relación con el núcleo mismo del misterio cristiano. En efecto, el domingo recuerda, en lasucesión semanal del tiempo, el día de la Resurrección de Cristo. Es la Pascua de la semana” (Dies Domini 1). Por esto el domingo es“el día por excelencia de la asamblea litúrgica” (CCE 1177). p. 1551.1 Historia de la celebración dominicalSegún el NT y los Padres, en las incipientes comunidades cristianas, el domingo es el día en el que se reúne la asamblea paraescuchar la Palabra de Dios, celebrar la Eucaristía y los sacramentos de la iniciación cristiana; conmemora el primer día de la creacióny el primer día de la nueva creación: la Resurrección y también Pentecostés. p. 155Antes de la paz de Constantino, el domingo era día laborable. El año 321, Constantino prohibió todos los trabajos no agrícolas en el“día venerable del sol”. p. 156Edad Media: la conmemoración de los santos desplazó progresivamente a la celebración dominical. Empeora en la Ilustración(ataques del agnosticismo y del deísmo). Revolución francesa: nuevo calendario que divide el mes en decenas. Suplanta el domingopor el descanso del “día décimo”. p. 157Ante la amenaza de la creciente secularización, San Pío X afrontó la renovación del domingo, reformando el calendario litúrgico yrecuperando el sentido original del día del Señor. p. 157Vaticano II presenta una síntesis de la doctrina neotestamentaria, patrística y teológico-litúrgica de la celebración dominical: a)origen apostólico; b) elementos constitutivos: reunión de la comunidad, escucha de la Palabra de Dios y celebración de la Eucaristíacomo actualización del misterio pascual; c) consecuencias, tanto para el día en sí (día principal de la semana y núcleo del añolitúrgico), como para la comunidad cristiana (día de alegría y descanso, y de viva esperanza). p. 1571.2 Teología del domingo © GVCH 2012
  • 17. Resumen de Liturgia Manual de Iniciación José Luis Gutiérrez Nostra Ediciones (p.17)La teología del domingo se deriva de ser el día del Señor. Nunca fue empleada en el NT para designar el sábado. p. 158El domingo se llamo día octavo para subrayar su dimensión profética y escatológica p. 159El domingo es a su vez el día del hombre y celebra el señorío sobre el trabajo y el tiempo. p. 1592. El ciclo de la Pascua de Cristo2.1 Tiempo de cuaresmaCuando la Iglesia comenzó a celebrar anualmente el misterio pascual de Cristo, en el s. II, advirtió la necesidad de una preparaciónadecuada, por medio de la oración y el ayuno. Surgió el ayuno del viernes y sábado previos al Domingo de Pascua. S. IV: estructuraorgánica del tiempo cuaresmal. p. 160En su formación influyeron las exigencias del catecumenado y de la penitencia canónica: el periodo de preparación para recibir lossacramentos de la iniciación o de la reconciliación se prolongaba durante seis semanas. Ese tiempo recibió el nombre de quadragesimaCuaresma. Vaticano II señala la doble dimensión de la cuaresma: bautismal y penitencial. Preparación para la Pascua p. 160Al origen de la Semana Santa se encuentra el influjo de la liturgia de Jerusalén, primera en vivir cronológicamente los acontecimientosque precedieron de modo inmediato a la pasión de Cristo. 162Inicia con el Domingo de Ramos en la Pasión del Señor: encuentro de dos celebraciones distintas: una romana (la pasión), otrajerosolimitana (entrada triunfal). p. 163Concluye la mañana del Jueves Santo con la misa Crismal, que el obispo concelebra con su presbiterio. Durante la celebración sebendicen los santos óleos y se consagra el crisma. p. 1632.1 Triduo PascualEl Triduo pascual constituye la fuente y la cima del entero año litúrgico, al celebrar la redención de los hombres y la perfectaglorificación del Padre cumplida por Cristo en su misterio pascual. p. 163Comienza con la misa in Cena Domini que conmemora un triple misterio: la institución de la Eucaristía, la del sacerdocio y el amorinfinito de Cristo expresado en el mandamiento de la caridad fraterna. p. 164Terminada la celebración, la Eucaristía es llevada de modo solemne hacia el lugar de la reserva, para que los fieles puedan adorar alSeñor, verdadera, real y sustancialmente presente en el sacramento. p. 165Viernes Santo: conmemora la pasión y muerte del Señor. El oficio romano actual sigue la estructura de la antigua liturgia romana:liturgia de la palabra (dos lecturas y la pasión según San Juan) y oración universal; adoración de la Cruz; y comunión con laEucaristía consagrada la tarde anterior. p. 165Sábado Santo, denominado gran sábado por los cristianos de Oriente, honra el descanso de Cristo en el sepulcro, su descenso a losinfiernos y su encuentro con cuantos esperaban la apertura de los cielos. El cristiano, unido a los dolores de María, sabe que el silenciode Dios en la historia es sólo aparente y se llena de esperanza para la vida futura. p. 165Vigilia Pascual: noche santa de la Resurrección del Señor, “madre de todas las vigilias” (San Agustín). Culmina el Triduo sacro y © GVCH 2012
  • 18. Resumen de Liturgia Manual de Iniciación José Luis Gutiérrez Nostra Ediciones (p.18)da inicio al tiempo pascual. p. 166Estructura litúrgica de la Vigilia pascual: - Liturgia de la luz: bendición del fuego, bendición y encendido del cirio, procesión con elcirio y pregón pascual. - Liturgia de la Palabra: 9 lecturas (7 AT), Evangelio (acontecimientos mañana del Domingo de Pascua). -Liturgia bautismal: letanías, bendición del agua, bautismo (en su caso) y renovación de las promesas bautismales. - Liturgiaeucarística. p. 1672.3 Cincuentena pascualEl tiempo pascual está constituido por los cincuenta días que transcurren entre el domingo de Resurrección y el domingo dePentecostés y constituye un solo y único día festivo: el gran domingo. p. 167La primera semana forma la octava de pascua, que se celebra como una única solemnidad del Señor. Surgió en el s. IV con el fin deasegurar a los neófitos la catequesis acerca de los divinos misterios de los sacramentos de iniciación, recibidos en la vigilia p. p. 168La celebración de Pentecostés surgió a finales del siglo III por influjo de la fiesta homónima del culto de Israel. p. 1683. El ciclo de la manifestación misterio de Cristo3.1 Tiempo de AdvientoCCE 522: “La venida del Hijo de Dios a la tierra es un acontecimiento tan inmenso que Dios quiso prepararlo durante siglos”.CCE 524: “Al celebrar anualmente la liturgia de Adviento, la Iglesia actualiza esta espera del Mesías: participando en la largapreparación de la primera venida del Salvador, los fieles renuevan el ardiente deseo de su segunda venida”. p. 1693.2 El tiempo de NavidadEl tiempo de Navidad conmemora la Encarnación del Hijo de Dios: su nacimiento y sus primeras manifestaciones a los hombres.Comprende el conjunto de celebraciones litúrgicas centradas en torno a las fiestas de Navidad y de Epifanía. p. 171Primera referencia de la celebración del nacimiento de Cristo: s. IV. Pudo surgir como cristianización de una superstición pagana(fiesta del solsticio de invierno) o de su dependencia de una tradición cristiana previa (anunciación 25 de marzo). p. 172La liturgia de este tiempo de Navidad subraya los siguientes aspectos: a) el misterio de Dios hecho hombre; b) la gloria de Dios quese abaja en la humildad de la carne; c) el admirable comercio de Dios con el hombre (incorporación de los hombres a Dios); d) laregeneración del hombre (el nacimiento del Dios hecho hombre permite a los hombres ser engendrados a la vida de la gracia yconvertidos en hijos de Dios). p. 1744. El tiempo OrdinarioEl tiempo ordinario comprende las semanas del año litúrgico que no conmemoran ningún aspecto particular del misterio de Cristo. p.174Varias fiestas del Señor en este tiempo: Transfiguración y Exaltación de la santa cruz para todas las familias litúrgicas; propias de latradición romana: Dedicación de la basílica de Letrán, Santísima Trinidad, Corpus Christi, Sagrado Corazón, Cristo Rey,Presentación y Anunciación. p. 175 © GVCH 2012
  • 19. Resumen de Liturgia Manual de Iniciación José Luis Gutiérrez Nostra Ediciones (p.19)El tiempo ordinario celebra la vida cotidiana como medio de santificación: vida familiar, relaciones sociales, trabajo. p. 1765. La celebración de los Santos“Al celebrar el tránsito de los santos de este mundo al cielo, la Iglesia proclama el misterio pascual cumplido en ellos, que sufrieron yfueron glorificados con Cristo, propone a los fieles sus ejemplos, los cuales atraen a todos por Cristo al Padre y por los méritos de losmismos implora los beneficios divinos” (Sacrosanctum Concilium 104). p. 1765.1 María en el año litúrgico de la Iglesia“En la celebración de este círculo anual de los misterios de Cristo, la santa Iglesia venera con amor especial a la bienaventurada Madrede Dios, la Virgen María, unida con lazo indisoluble a la obra salvífica de su Hijo; en Ella, la Iglesia admira y ensalza el fruto másespléndido de la redención y la contempla gozosamente, como una purísima imagen de lo que ella misma, toda entera, ansía y esperaser” (Ídem 103). p. 177Casi todas las fiestas de María tuvieron su origen en Oriente. Antes de la proclamación dogmática de Éfeso (431), el 15 de agosto secelebraba en Jerusalén la “memoria de Santa María”. Poco a poco se convirtió en la celebración de la dormitio. p. 178S. VI: natividad de María el 8 de septiembre y presentación de María en el templo. También fiestas que celebran juntos a Cristo y aMaría: presentación de Jesús en el Templo y anunciación del Señor. Todas admitidas por Roma a partir de mediados del siglo VIII.p. 178S. VIII, en Oriente, fiesta de la concepción de la Virgen. En la Iglesia romana fiesta particular en 1708. En 1854: Dogma de laInmaculada concepción. S. XX: incorporación de nuevas festividades marianas como memorias. p. 1795.2 Celebraciones de los santosPrimeras noticias del culto a los mártires: martirio de San Policarpo en 156 en Oriente, y carta de San Cipriano, obispo de Cartago(210-258), en Occidente. p. 180Poco a poco el culto se extendió a los confesores (no directamente ejecutados, sino que confesaron la fe hasta la muerte, bien en lacárcel, bien en el exilio o a consecuencia de la condena). p. 181Terminada la época de las persecuciones, se equiparará con los mártires y confesores a los cristianos virtuosos que durante su vidacombatieron victoriosamente contra el misterio de la iniquidad: grandes obispos, vírgenes, ascetas... p. 181Capitulo X. Vida litúrgicaComo la liturgia consiste en la actualización perenne del misterio de Cristo, la vida espiritual del cristiano encuentra sus raíces enella. La liturgia es, por tanto, la fuente de la vida de comunión con el Dios trinitario en la propia existencia. p. 183“No olvides que la vida litúrgica es vida de amor: amor a Dios Padre, por medio de Cristo Jesús, en el Espíritu Santo, con toda laIglesia, de la que tú formas parte” (San Josemaría Escrivá). p. 183 © GVCH 2012
  • 20. Resumen de Liturgia Manual de Iniciación José Luis Gutiérrez Nostra Ediciones (p.20)CCE 1068: “Es el misterio de Cristo lo que la Iglesia anuncia y celebra en su liturgia para que los fieles vivan de él y den testimoniodel mismo en el mundo”. p. 1831. La liturgia, fuente y culmen de la vida cristiana“La liturgia me remite a la vida cotidiana, a mí en mi experiencia personal” (J. Ratzinger). p. 185Cuando se separa de la experiencia ordinaria, donde la genuina piedad se convierte en vida, el rito se agosta, se encierra en sí mismo yse transforma en rutina. p. 185Cuando la liturgia es comprendida en toda su hondura teológica, y su celebración es experiencia viva que compromete la vidapersonal, la liturgia obra en los fieles el despliegue eucarístico de su existencia, hasta la cristificación completa: “alter Christus, ipseChristus” (San Josemaría Escrivá). p. 185La existencia cristiana es litúrgica, nacida en y desde la celebración y tendente a ella. Vida cristiana y vida espiritual son siempre vidalitúrgica que, más allá de la participación en los ritos de culto, se actualiza en la existencia diaria. p. 1871.1 Eucaristía y espiritualidad cristianaLa Eucaristía no es un medio más entre los varios que facilitan al cristiano la progresiva identificación con Jesucristo y la comuniónde vida con el Padre. La Eucaristía es realmente el centro y la raíz de la vida espiritual. 187En torno al misterio eucarístico, giran y se nutren los demás sacramentos, las prácticas de oración, el espíritu de penitencia, elejercicio de las virtudes..., en resumidas cuentas, todo lo que constituye la existencia del cristiano. p. 1882. Participación de los fieles en la liturgiaSan Pío X utiliza la expresión “participación activa” de los fieles en el culto divino. Vaticano II recoge esta participación como ideadirectriz de la celebración litúrgica. p. 189Para comprender bien esta participación, hay que superar, al menos, dos posibles tentaciones: reducir el acontecimiento litúrgico asola celebración, y considerar la participación de los fieles reducida a aspectos externos y funcionales. p. 189El alma de la participación activa debe buscarse no tanto en las manifestaciones externas del culto, sino en la comunión de vida entreDios y el fiel cristiano, propia del acontecer litúrgico. p. 192Para evitar toda posible confusión acerca de la participación activa, parece necesario sostener cuatro principios: a) la liturgia no seagota en la celebración, sino que nace del misterio y continúa en la vida del fiel; b) la celebración litúrgica no se reduce a sudimensión ritual, sino que es un hecho teológico-salvífico que exige la presencia y acción de la Trinidad (hace presente y comunicaaquí y ahora el misterio de la salvación cumplido en Cristo); c) la participación de los fieles no se limita a la sola celebración, sino quese vive en la entera existencia cotidiana; d) la participación en la celebración es una realidad primariamente existencial ysacramental, no funcional, por lo que no debe confundirse ni identificarse con los ministerios litúrgicos, en sí legítimos. p. 193- 194Para ver esta u otras presentaciones visitar: http://www.slideshare.net/pguillermov © GVCH 2012